Comenzar Secundaria: 5 claves imprescindibles

Comenzar Secundaria es un momento crítico para muchos chicos y también para sus familias. Es un tema al que ya hemos aludido en otros espacios y también aquí, en Familia y Cole. En esta época del curso en la que el comienzo se hace inminente, os propongo cinco claves para las familias que debéis tener en cuenta.

Comenzar Secundaria, chicos adolescentes

Comenzar secundaria, un cambio lleno de novedades

El cambio de etapa, de Primaria a Secundaria, es ciertamente un cambio importante en la vida de los chicos. Implica novedades en muchos aspectos. Pero me voy a centrar solo en lo estrictamente académico, en los estudios.

Cambian de centro, de asignaturas, de nivel de exigencia, de profesores… para muchos chicos, afortunadamente la mayoría, el cambio se hace sin grandes dificultades y lo que se produce es una continuidad de lo vivido en Primaria. Pero para otros chicos y chicas, el cambio no implica continuidad; significa un empeoramiento de la situación como estudiantes y el comienzo de un fracaso escolar. Para prevenir ese empeoramiento, os ofrezco estas cinco claves a las familias, porque la experiencia me ha enseñado que el cumplimiento de estas cinco pautas son un buen indicador pronóstico de lo que puede ocurrir.

Mantener contacto con los profesores y el centro

Curiosamente cuando los chicos necesitan que mantengáis más contacto con sus profesores y colaboréis más estrechamente con ellos, es la etapa en la que las familias menos contacto tienen con los educadores de sus hijos. Al comenzar Secundaria este debería ser un compromiso de todos los padres, mantener un contacto durante el primer trimestre con el tutor o tutora de vuestro hijo y más tarde, mantener una reunión trimestral.

No esperéis a que os llamen, sois vosotros como padres los que tenéis que solicitar la entrevista. En otro artículo de Familia y Cole, os orientaba sobre cómo abordar estos encuentros con el tutor o tutora de vuestro hijo.

Disponer de un horario de la tarde

Al comenzar secundaria, pero no más allá de la primera semana de octubre, vuestros hijos deben tener elaborado un horario de la tarde. Como son mayores, los pueden elaborar ellos mismos, pero vosotros le tenéis que dar, como padres el visto bueno. Y para recibir el visto bueno, todos los días tiene que haber un tiempo de dedicación a los estudios, (hacer deberes, resúmenes, estudiar…) de al menos, 2 horas diarias; diarias significa todos los días, de lunes a viernes y un día del fin de semana.

Ese horario debe cumplirse, en lo que a estudios se refiere, pero también a otras actividades. Y si no tienen exámenes ni deberes… también se dedica a los estudios: hacer resúmenes, ensayar actividades, repasar…

Por tanto, al comenzar secundaria elaborar un horario de la tarde… y cumplirlo es la segunda clave. Encontraréis en Familia y Cole una entrada dedicada al horario de la tarde, haz clic aquí para acceder a ella.

Supervisar a vuestros hijos

Vuestros hijos son maravillosos pero necesitan supervisión y al comenzar secundaria y a lo largo de la etapa, supervisarlos forma parte de vuestra labor educativa como padres y de vuestra responsabilidad. Supervisar significa “mirar desde lo alto”, acompañarsupervisar significa que cumpla el horario de estudio, que si toca estudiar, no puede estar haciendo otra cosa. Si toca estudiar, el móvil tiene que estar fuera de su alcance: lejos. Y supervisar significa que como padres, tenéis la obligación de estar informados de lo que hace vuestro hijo o hija, deja de hacer. Y no vale la excusa de “a mí nadie me ha informado”. Como padres tenéis la obligación de estar informados.

Desconfiar de mensajes poco creíbles

De ciertos mensajes tenéis que desconfiar al comenzar secundaria. Me refiero a mensajes relativos a los estudios como los siguientes: no tengo deberes, no tengo nada que estudiar, todo el mundo lo hace… siempre hay algo que estudiar, siempre hay deberes… no puede ser que vuestro hijo se pase un trimestre sin hacer nada… eso, no es creíble.

Hablad de los estudios

Tenéis que hablar de los estudios no solo al comenzar secundaria, sino a lo largo de ella. En este apartado dejamos la parte más “policiaca” del asunto. Quiero decir que no habléis de los estudios como si de un interrogatorio policial se tratara. Aquí se trata de hablar de los estudios como algo positivo, de sus posibilidades, del aprendizaje… hablar del lado bueno de estudiar, de sus logros. También es el momento de ser comprensivo. Alguien me decía que a su hijo solía comentarle que entendía que le costara y fuera duro pasar muchas tardes sentado a la mesa de estudio. Por ejemplo, cuando se adquieren los nuevos libros de texto, es un momento de verlos juntos, de compartir los temas y contenidos que van a abordar a lo largo del curso.

No les habléis de los estudios como una barrera insalvable o como amenaza: “ahora sí que te vas a enterar...”, habladle mejor haciendo profecías positivas: “verás como consigues aprobar el curso; verás cuantas cosas aprendes…”

Comenzar secundaria: recapitulando

Estas son las cinco claves para los padres al comenzar secundaria. Espero que os puedan servir de ayuda en este momento importante en la vida de vuestros hijos:

  1. Mantener contacto con los profesores y el centro.
  2. Disponer de un horario de la tarde.
  3. Supervisar a vuestros hijos.
  4. Desconfiad de mensajes poco creíbles.
  5. Hablad de los estudios.

Si queréis ampliar información sobre el tema, os recomiendo estos enlaces:

Jesús Jarque García

Puedes seguirme también en las redes sociales

Facebook Twitter Google+ 

One comment on “Comenzar Secundaria: 5 claves imprescindibles

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Completa la operación matemática * Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.