Los Centros de Educación Especial

Los centros de Educación Especial

Imagen tomada de MorgueFile.com

Los Centros de Educación Especial (CEE) tienen una importancia muy relevante dentro de nuestro sistema educativo. A pesar de ello, su labor y sus funciones son poco conocidas, incluso entre los mismos profesionales que trabajamos en el ámbito escolar. Es imposible resumir en una entrada las características de estos centros, pero mi intención es que los CEE  tengan su presencia en este Blog  por un lado, para darlos a conocer un poco más entre los profesionales y las familias, y por otro, como referencia para ellos a la hora de encontrar pautas, orientaciones y materiales.

Realizan un trabajo educativo que, desde mi punto de vista, prioriza los siguientes aspectos:

– La estimulación de los alumnos que acuden a los centros: sensorial, motriz, comunicativa, cognitiva, etc.
– El desarrollo de habilidades adaptativas y de autonomía personal. Es una de las áreas prioritarias de intervención en estos centros.
– La interacción social. En muchos casos los niños y niñas que acuden a los CEE, tienen la oportunidad de interactuar con otros niños de capacidades diferentes y aprenden habilidades sociales de una manera sistemática.
– La integración social efectiva. Este quizá sea el objetivo a largo plazo más importante que se plantean en los CEE. Que las personas con capacidades diferentes, puedan integrarse en la sociedad y llevar una vida lo más autónoma posible.

Para ello cuentan con una serie de condiciones excepcionales que les permiten afrontar los objetivos anteriores. Quiero destacar sobre todo:

– El número de niños por aula permite una atención individualizada. Normalmente no superan los 5 o 6 alumos por grupo.
– Los alumnos son atendidos por profesionales especialmente cualificados: maestros y maestras de pedagogía terapéutica, logopedas, fisioterapéutas, auxiliares técnicos educativos, terapéutas ocupacionales, psicopedagogos, etc.
– Generalmente cuentan con materiales y espacios adaptados a las necesidades de estos alumnos.

Me consta que muchos de los que visitáis el Blog tenéis relación directa con los CEE. Os animo a completar esta descripción desde vuestra experiencia.

Jesús Jarque García

Puedes seguirme también en las redes sociales

Facebook Twitter Google+ 

21 comments on “Los Centros de Educación Especial

  • Estoy de acuerdo con la idea de que los CEE son una pieza fundamental en nuestro Sistema Educativo, pero me gustaría aprovechar la ocasión para reinvindicar la importancia de las Aulas de Educación Especial (AEE) en Centros Ordinarios.
    Bajo mi punto de vista, un CEE y un AEE son dos estructuras que, aún compartiendo muchos aspectos, son diferentes, aunque no por ello incompatibles. Cada una de ellas es la mejor opción para según qué perfil de alumnado.
    Lamento que la situación, quiero pensar que económica, no permita que convivan ambas estructuras con la misma fuerza.

    Reply
  • Yo soy maestra de un cole de E.E en valencia.
    Me ha gustado mucho el artículo sobre el autismo, ya que tengo una clase con 4 autistas.
    Sería muy interesante dedicarle en éste blog un apartado a éste pequeño gran mundo de la educación especial.
    Saludos.

    Reply
  • Gracias Patricia por tu mensaje y por tu sugerencia. Mi intención efectivamente es esa que los niños con necesidades educativas especiales, sus familias y profesionales tengan un espacio y un protagonismo en el Blog.
    No trabajo directamente en centros específicos y por tanto, es inevitable que me falte el sentido de realidad. Pero haré el esfuerzo, con vuestra ayuda, teneros siempre presente.

    Reply
  • Nuestro hijo va a un colegio de E.E. de Valencia desde hace 2 años.En el colegio ordinario estuvo 7 años y aunque hablen de integración, por lo menos con él, no funcionó.La profesora P.T.E estaba media hora con él y 3 ó 4 niños más cada día (además de dedicar tiempo a secretaría, al no tener el colegio administrativo), la sicóloga iba 2 mañanas a la semana.Asi que, no tienen suficientes recursos.
    En el colegio de E.E,. hay menos niños por clase (la mitad que el ordinario,como mucho)Tienen educadores,además de los tutores.Así que la diferencia es bastante, y por lo tanto, puede funcionar mejor.Nos sentimos mejor atendidos.

    Cristina

    Reply
    • Sería muy largo de contar,pero pasamos el tiempo en el colegio ordinario con muchos problemas.El niño tiene problemas de comportamiento y aprendizaje, pero a pesar de poner de nuestra parte todo lo que podiamos, con ayuda profesional también,veíamos que cuando decíamos algo que había pasado en el cole siempre lo mismo “los niños lo respetan”, y a veces lo veíamos nosotros mismos: se le burlaban (es cierto que los demás también son niños y poco a poco se iban agrupando y se complicaba cada vez más.
      Esperábamos que mejorase la situación, intentamos cambiarlo dos veces de cole, a ver si iba mejor, y no pudimos.
      En fín, estamos más tranquilos ahora el niño y nosotros, aunque el primer año le fué muy dificil el cambio al ambiente de E.E. (me refiero a que allí ven niños similares a ellos y otros más afectados) pero, bueno.
      De todas formas, en nuestro caso, pienso que debería haber colegios ordinarios, con menos alumnos por clase, y es posible, que funcionase mejor con algunos niños, y no un cambio tan grande.A veces pienso, que no se le dedica suficientes recursos a la educación.

      Cristina

      Reply
  • Gracias Cristina por tu participación. Comento una cosa que creo que es clave: el número de niños por aula. Con 25 niños en una clase, la verdad que es muy complicado atender a la diversidad.

    Reply
    • Anónimo says:

      Para mí los C.E.E. han supuesto la solución ideal para los Equipos de Orientación Educativa, E.O.E. dando así por finiquitado los problemas que los niños con n.e.e suelen darles en los centros ordinarios, archivándolos como si fueran un nº de expediente en un gheto.
      Sí es verdad que en los CEE cuentan con un nº reducido de niños por clase, pero cada uno con una patología diferente, sólo quedan en los centros ordinarios aquellos que no dan problemas, que son dóciles, el resto a los ghetos.
      Son jaulas de oro, siendo apartados de la sociedad, de esta manera los niños “normales” seguirán viéndolos como niños diferentes ahora y cuando crezcan.
      Estoy totalmente en contra de apartarlos de los niños de los centros ordinarios que son los que conformarán la sociedad futura, esto no es manera de integrarlos, esta es la manera de apartarlos por siempre de la tan cacareada integración.

      Reply
  • Gracias Cristina por tu participación. Comento una cosa que creo que es clave: el número de niños por aula. Con 25 niños en una clase, la verdad que es muy complicado atender a la diversidad.

    Reply
    • Anónimo says:

      Para mí los C.E.E. han supuesto la solución ideal para los Equipos de Orientación Educativa, E.O.E. dando así por finiquitado los problemas que los niños con n.e.e suelen darles en los centros ordinarios, archivándolos como si fueran un nº de expediente en un gheto.
      Sí es verdad que en los CEE cuentan con un nº reducido de niños por clase, pero cada uno con una patología diferente, sólo quedan en los centros ordinarios aquellos que no dan problemas, que son dóciles, el resto a los ghetos.
      Son jaulas de oro, siendo apartados de la sociedad, de esta manera los niños “normales” seguirán viéndolos como niños diferentes ahora y cuando crezcan.
      Estoy totalmente en contra de apartarlos de los niños de los centros ordinarios que son los que conformarán la sociedad futura, esto no es manera de integrarlos, esta es la manera de apartarlos por siempre de la tan cacareada integración.

      Reply
  • Creo que la inclusión social solo se puede llevar a cabo a partir de una inclusión educativa real y no solo escrita en papel mojado, llevando a los niños a entornos segregados solo se consigue crear un mundo aparte con lo cual esos niños no se pueden incluir en la sociedad nunca.

    Los centros de educación especial son una válvula de escape para la mayoría de E.O.E, y se llevan a los niños que dan mucho trabajo, pero no se está haciendo nada porque todo esto cambie.

    Para poder atender a los niños que tienen una diversidad debe de haber clases menos numerosos y ademas una aptitud positiva hacía la inclusión educativa, ya que en la realidad no hemos pasado de la integración educativa.

    Conozco los colegios de EE, y aunque sean clases menos numerosas, no se puede atender a los niños de forma adecuada, con esta educación se vulneran los derechos de los niños a una educación inclusiva, de calidad y en igualdad de condiciones.

    La inclusión educativa supone una adaptación del colegio a las necesidades del niño y no al contrario.

    Muy triste la educación de la mayoría de los niños que tienen una diversidad.

    Reply
  • Creo que la inclusión social solo se puede llevar a cabo a partir de una inclusión educativa real y no solo escrita en papel mojado, llevando a los niños a entornos segregados solo se consigue crear un mundo aparte con lo cual esos niños no se pueden incluir en la sociedad nunca.

    Los centros de educación especial son una válvula de escape para la mayoría de E.O.E, y se llevan a los niños que dan mucho trabajo, pero no se está haciendo nada porque todo esto cambie.

    Para poder atender a los niños que tienen una diversidad debe de haber clases menos numerosos y ademas una aptitud positiva hacía la inclusión educativa, ya que en la realidad no hemos pasado de la integración educativa.

    Conozco los colegios de EE, y aunque sean clases menos numerosas, no se puede atender a los niños de forma adecuada, con esta educación se vulneran los derechos de los niños a una educación inclusiva, de calidad y en igualdad de condiciones.

    La inclusión educativa supone una adaptación del colegio a las necesidades del niño y no al contrario.

    Muy triste la educación de la mayoría de los niños que tienen una diversidad.

    Reply
  • De este artículo solo estoy de acuerdo en una de las cosas de las que dices “que los CEE su labor y sus funciones son desconocidas”, bueno yo también añadiría que su funcionamiento es desconocido.

    El numero de profesionales por niño, no es garantía de que estos estén mejor atendidos, si existen 6 niños por aula y 2 profesionales por aula, por fuerza debe de haber 4 niños que no estén directamente atendidos.

    Luego el número de sesiones de logopedia, de fisioterapeutas, o de sicopedagogos depende del número de niños, en algunos casos se da la paradoja de que reciben menos sesiones que en el colegio ordinario.

    Te recuerdo que en un centro de estas características el año pasado un profesional mató a los niños que cuidaba.

    Es muy triste que los CEE, sean para algunos padres el paraiso, y lo son por que te evitas el calvario de llevarlo al colegio ordinario, donde todos los dias te recuerdan que tu hijo tiene una discapacidad, que tu hijo no hace tal o cual cosa, que tu hijo es el culpable de todo lo que sucede en el colegio, te aseguro que es muy dificil vivir de esta manera.

    Es muy triste que la mayoría de los profesionales de la educación no sepan que la integración es que el niño se adapte el colegio, y la inclusión es que el colegio se debe de adaptar al niño, y desde que se aprobó la ley de Educación en España, hace ya varios años la Educación en España es inclusiva y de calidad.

    Tampoco hablas en este articulo de cuando los equipos de orientación decide que tu hijo vaya a un CEE, por que no tienen recursos en el colegio ordinario, y convocan a los padres para que firmen el dictamen sin ningún asesoramiento previo, ni indicandoles que los niños debe de esta en inclusión educativa preferentemente y que el colegio de educación especial es un sistema educativo excluyente.

    Es muy triste cuando se lleva a los niños de los colegios ordinarios a visitar UN DIA, a los niños de educación especial, no se que enseñanza se desprende de ese supuesto día de solidaridad, si el mensaje que se da de manera subliminal es, esos tienen que estar ahí por que no son normales como tu.

    La verdadera inclusión se realiza en el colegio ordinario, con profesionales que entiendan que no se le hace un favor a un niño permitiendole que este en el colegio, si no que entiendan es su obligación y que deben de hacer entender a sus alumnos que todos somos iguales, independientemente de la discapacidad que tengamos, que todos tenemos los mismos derechos, y que la sociedad en la que estamos se adapta para poder facilitar a todos una educación de calidad y una vida lo mas independiente posible.

    Para ellos se debería de invertir más en profesionales que trabajaran en los colegios ordinarios, y menos en hacer edificios de educación especial que luego hay que llenar haciendo una reclutación forzosa.

    Si tienes tiempo mirate, la Conferencia de Salamanca, y sus recomendaciones sobre la educación, donde dice que los CEE deberían de desaparecer y convertirse en centros de recursos.

    Reply
  • De este artículo solo estoy de acuerdo en una de las cosas de las que dices “que los CEE su labor y sus funciones son desconocidas”, bueno yo también añadiría que su funcionamiento es desconocido.

    El numero de profesionales por niño, no es garantía de que estos estén mejor atendidos, si existen 6 niños por aula y 2 profesionales por aula, por fuerza debe de haber 4 niños que no estén directamente atendidos.

    Luego el número de sesiones de logopedia, de fisioterapeutas, o de sicopedagogos depende del número de niños, en algunos casos se da la paradoja de que reciben menos sesiones que en el colegio ordinario.

    Te recuerdo que en un centro de estas características el año pasado un profesional mató a los niños que cuidaba.

    Es muy triste que los CEE, sean para algunos padres el paraiso, y lo son por que te evitas el calvario de llevarlo al colegio ordinario, donde todos los dias te recuerdan que tu hijo tiene una discapacidad, que tu hijo no hace tal o cual cosa, que tu hijo es el culpable de todo lo que sucede en el colegio, te aseguro que es muy dificil vivir de esta manera.

    Es muy triste que la mayoría de los profesionales de la educación no sepan que la integración es que el niño se adapte el colegio, y la inclusión es que el colegio se debe de adaptar al niño, y desde que se aprobó la ley de Educación en España, hace ya varios años la Educación en España es inclusiva y de calidad.

    Tampoco hablas en este articulo de cuando los equipos de orientación decide que tu hijo vaya a un CEE, por que no tienen recursos en el colegio ordinario, y convocan a los padres para que firmen el dictamen sin ningún asesoramiento previo, ni indicandoles que los niños debe de esta en inclusión educativa preferentemente y que el colegio de educación especial es un sistema educativo excluyente.

    Es muy triste cuando se lleva a los niños de los colegios ordinarios a visitar UN DIA, a los niños de educación especial, no se que enseñanza se desprende de ese supuesto día de solidaridad, si el mensaje que se da de manera subliminal es, esos tienen que estar ahí por que no son normales como tu.

    La verdadera inclusión se realiza en el colegio ordinario, con profesionales que entiendan que no se le hace un favor a un niño permitiendole que este en el colegio, si no que entiendan es su obligación y que deben de hacer entender a sus alumnos que todos somos iguales, independientemente de la discapacidad que tengamos, que todos tenemos los mismos derechos, y que la sociedad en la que estamos se adapta para poder facilitar a todos una educación de calidad y una vida lo mas independiente posible.

    Para ellos se debería de invertir más en profesionales que trabajaran en los colegios ordinarios, y menos en hacer edificios de educación especial que luego hay que llenar haciendo una reclutación forzosa.

    Si tienes tiempo mirate, la Conferencia de Salamanca, y sus recomendaciones sobre la educación, donde dice que los CEE deberían de desaparecer y convertirse en centros de recursos.

    Reply
  • Los comentarios de Jesús y el anterior se ve que están escritos por personas con experiencia en el tema. No tengo nada que añadir: que tenéis más razón que santo… y que la integración y la inclusión no ha llegado todavía a nuestro sistema educativo.

    Reply
  • Los comentarios de Jesús y el anterior se ve que están escritos por personas con experiencia en el tema. No tengo nada que añadir: que tenéis más razón que santo… y que la integración y la inclusión no ha llegado todavía a nuestro sistema educativo.

    Reply
  • Mi experiencia en un colegio de Educación Especial no ha podido ser peor.

    LLevé allí a mi hija cuando salió de primaria pensando que al ser clases tan reducidas y con personal “cualificado” sería mejor para ella, mi experiencia ha sido que ese colegio es un gueto, donde los “profesionales” tienen bula para hacer lo que quieran y que si pides explicaciones se ponen a la defensiva, un cortijo donde no están acostumbrados a que su labor se cuestione y como los niños no tienen credibilidad ninguna, ni se van a quejar de no hacer nada…….

    Desde luego habrá de todo, buenos y malos profesionales hay en todas partes y por supuesto depende también de la situación de cada niño pero, en mi opinión, y de manera general, si un niño ha sido “válido” para hacer la primaria en un cole ordinario no debería ir después de esa etapa a un centro de EE.

    Reply

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Completa la operación matemática * Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.