Autoestima: ¿Qué es?

 

Imagen tomada de Morguefile.com

Imagen tomada de Morguefile.com

Esta entrada pertenece a una serie de artículos que estoy publicando titulada  “La autoestima: ideas clave para desarrollarla“.

Voy a tratar de definir qué es la autoestima, cuáles son sus componentes y los diferentes aspectos a los que se puede referir en el caso de los niños de 2 a 12 años, principalmente.

Qué es la autoestima

Autoestima y autoconcepto son las dos caras de una misma moneda. Por una cara, el autoconcepto que es la idea que cada persona tiene de sí mismo, cómo se describe y define.

En los niños el autoconcepto va siendo más elaborado conforme van creciendo. Cuando son pequeños las definiciones se hacen respecto a algunos atributos: “soy una niña“, “soy muy bueno…” A medida que se hacen mayores, pueden expresar cualidades, preferencias, habilidades, formas de ser…

Por otro lado, la autoestima es la valoración afectiva de ese autoconcepto: si gusta o no como uno es, si se está o no satisfecho con uno mismo y también si uno mismo se quiere o no.

Componentes de la autoestima

La autoestima tiene tres componentes básicos: sentimientos, ideas y comportamientos.

Sentimientos.

Los sentimientos son las emociones implicadas: de agrado o desagrado hacia uno mismo, por tanto sentimientos positivos o negativos que se traducen en una aceptación o o disgusto con uno mismo.

Ideas. 

Son el componente cognitivo de la autoestima, los pensamientos que genera la autoestima, el propio diálogo interior, los juicios sobre uno mismo. El componente cognitivo se pone de manifiesto, por ejemplo cuando al enfrentarse a una situación nueva se piensa: “no voy a ser capaz“, “yo nunca logro nada“; o por el contrario, pensamientos más positivos: “si me esfuerzo lo conseguiré“, “creo que puedo afrontarlo…”

Comportamientos.

Por último, la expresión última de la autoestima se manifiesta en conductas concretas que hace que los hijos tomen decisiones y actúen de una determinada manera ante infinidad de situaciones: con iniciativa, con más o menos seguridad, que aborden nuevos retos o por el contrario, que sean retraídos, inseguros…

Aspectos de la autoestima

Además de lo anterior, el autoconcepto y autoestima, se refieren a diferentes aspectos de la propia persona. Por ello se puede hablar de una autoestima física, referida al propio cuerpo e imagen; intelectual, sobre las propias capacidades intelectuales; académica, sobre la vida escolar; social, sobre la relación con las demás personas, etc.

De esta forma puede haber niños con una imagen física y social positiva, mientras que su autoconcepto y autoestima académica e intelectual no lo sea tanto.

Autoestima ajustada

Frente a lo que popularmente se piensa, lo ideal no es tener una alta autoestima, sino más bien que el autoncepto y la autoestima sea más o menos ajustada. Es decir, se correspondan con la realidad personal y sobre todo que haya una aceptación tranquila y satisfactoria de uno mismo.

Tan desajustado y arriesgado en una valoración negativa de uno mismo, como una sobre valoración no realista de la propia imagen y realidad personal.

Recapitulando

En esta entrada, por tanto, he tratado de explicar qué es la autoestima, los componentes afectivos, cognitivos y conductuales de la misma y los aspectos a los que se refiere: físcia, social, intelectual, académica…

En la próxima entrada veremos cómo se construye en los niños el autoconcepto y la autoestima.

  

Jesús Jarque García

Puedes seguirme también en las redes sociales

Facebook Twitter Google+ 

17 comments on “Autoestima: ¿Qué es?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Completa la operación matemática * Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.