Cómo enseñar el vocabulario a los niños

En este artículo te voy a ofrecer una serie de recomendaciones sobre Cómo enseñar el vocabulario a los niños.

El vocabulario es un aspecto del lenguaje que tiene múltiples implicaciones, tanto en el lenguaje oral, como en la lectura y escritura. Pero también es un aspecto clave del desarrollo cognitivo verbal del niño.

En el artículo verás cómo enseñar el vocabulario a los niños trabajando tres niveles.

Cómo enseñar el vocabulario a los niños de manera eficaz

Para enseñar el vocabulario a los niños hay que hacerlo en tres niveles o aspectos. Los podemos resumir de esta forma:

  • Enseñar el nombre de las cosas.
  • Enseñar la categoría a la que pertenece.
  • Enseñar características definitorios.

Estos niveles los debes enseñar ya seas padre, madre, familiar o profesional que trabajas con niños y puedes hacerlo desde los 2 años y medio o tres años en adelante.

A continuación, te explico cada uno de los niveles que debes trabajar.

1º. Enseñar el nombre de las cosas

El primer nivel siempre es enseñar el nombre de las cosas. Puede ser el nombre un objeto, de un animal… pero también el nombre de una acción (arreglar, andar, llover…) de un estado de ánimo, como triste, contento, enfadado… etc.

Se debe enseñar el nombre real, no un nombre infantil. No utilices nombres que el niño o la niña no va a usar, como “guagua”, para llamar al perro, “chicha”, para denominar la carne, o “tete”, para nombrar al chupete.

La forma de enseñarlo es tan simple como decir: “Esto es una guitarra”; “eso que hace ese niño es saltar”, “ahora estás contento”.

Siempre que sea posible, en niños pequeños, es preferible enseñar el nombre de las cosas con el objeto real presente. Es decir, si enseñamos lo que es un limón, que pueda verlo, tocarlo, olerlo… Solo cuando no sea posible, podemos usar imágenes reales.

2º. Enseñar la categoría a la que pertenece

Tan importante como enseñar el nombre de las cosas,  es enseñar este segundo nivel: enseñar la categoría a la que pertenece el objeto que el niño ha aprendido a nombrar.

Por ejemplo, podemos hacerlo de una manera similar a esta: “Esto es una guitarra. Una guitarra es un instrumento de música. También son instrumentos, el piano, la trompeta… ¿Te acuerdas de otros instrumentos?”.

Categorizar las palabras que el niño va aprendiendo es clave para desarrollar el razonamiento verbal.

  • Una guitarra es un instrumento de música.
  • Saltar, es una acción.
  • Estar triste o la tristeza es una emoción.
  • La mesa es un mueble…

Por tanto, para saber cómo enseñar el vocabulario a los niños, siempre debemos incluir la categoría y nombrar otros objetos o realidades de esa categoría.

3º. Nombrar características definitorias

Finalmente además del nombre de las cosas, de la categoría a la que pertece, debes enseñar al niño algunas características definitorias.

Esto es una guitarra. Una guitarra es un instrumento de música, como ocurre con el piano, la trompeta… La guitarra es de madera, tiene cuerdas, a este trozo de madera que sobre sale se le llama mástil, estas cositas blancas que se pueden girar se llaman clavijas…”

Nombrar características definitorias consiste en alguna de estas acciones:

  • Nombrar sus partes y elementos: “un coche tiene ruedas, volante, asientos y un motor…”
  • Nombre su uso o función: “un teléfono sirve para hablar con gente que está lejos”.
  • Nombrar situaciones: “enfadado es como te sientes si alguien te molesta o se burla de ti”.

Resumiendo

Para recapitular los tres niveles que te he propuesto para enseñar el vocabulario, vamos a tomar como ejemplo una manzana.

En primer lugar, le diríamos: “esto es una manzana”.

A continuación: “una manzana es una fruta. También son frutas… los plátanos, el melón… ¿Recuerdas alguna otra fruta que hayas comido?

Y finalmente, le diríamos: “fíjate, la manzana es redonda, esta es roja, tiene un rabo, es dulce, está un poco dura al morder… y es muy sana para nuestro cuerpo porque tiene muchas vitaminas”.

Emplear un guión para aprender palabras

Seguimos explicándote cómo enseñar el vocabulario a los niños. Hemos indicado que es conveniente utilizar tres niveles:

  • Enseñar el nombre de las cosas: denominación.
  • Enseñar la categoría: categorizar.
  • Enseñar algunas características definitorias: definir.

En el contexto del aula o en sesiones más clínicas, como puede ser la Logopedia o las sesiones de Audición y Lenguaje, sería ideal acostumbrar a los niños a emplear un esquema o guión tanto para aprender las palabras nuevas, como para definirlas.

Por eso, es recomendable que ese guión lo tengan presente a modo de cartel o ficha que seguir. Se puede realizar con palabras, iconos o pictogramas.

Actividades de razonamiento verbal

Además, podemos realizar actividades de razonamiento verbal que siempre van a contribuir al desarrollo cognitivo del niño.

Una forma muy sencilla de trabajar el razonamiento verbal, es hacerlo a partir de las categorías.

Se trata de establecer semejanzas entre palabras. Por tanto, hacerle preguntas como las siguientes:

  • ¿En qué se parecen una manzana y un plátano?
  • Una manzana y un plátano son dos
  • ¿Qué tienen en común una manzana y un plátano?

Actividades del tipo “adivinanzas”

Finalmente, también ayuda al desarrollo del vocabulario realizar adivinanzas sobre las palabras que van aprendiendo.

No se trata de adivinanzas literarias, sino que consisten en ofrecer pistas sobre la categoría, y las características definitorias para que el niño acierte qué palabra es.

Por ejemplo, podemos ir dando a medida que el niño o la niña te lo pida o no acierte las siguientes pistas:

  • Es un animal.
  • Es un animal salvaje.
  • Es un animal salvaje que se alimenta de plantas.
  • Es bastante grande
  • Tiene el cuello muy largo, muy largo.
  • Tiene dos pequeños cuernos en su cabeza.
  • Tiene unas manchas de color marrón.
  • La Jirafa.

Recapitulando

En esta entrada he querido ofrecerte algunas pautas sobre cómo enseñar el vocabulario a los niños. Te he comentado que debes insistir en enseñar tres niveles: denominar, decir la categoría a la que pertenece y explicar algunas características definitorias.

Esas medidas serán de gran ayuda para el desarrollo cognitivo verbal del niño, y serán de gran ayuda para aquellos niños que tienen algún tipo de dificultad o trastorno del lenguaje y la comunicación.

Pero además, son muchos los estudios que han comprobado que un buen nivel de vocabulario, es una de las medidas preventivas más eficaces para la lectura, especialmente, para la comprensión lectora.

Espero que puedas poner en práctica estas medidas y que te ayuden como padre, madre o profesional en tu labor.

Para saber más

Puedes encontrar algunos materiales que complementan los aspectos que he comentado en esta entrada:

Jesús Jarque García

Puedes seguirme también en las redes sociales

Facebook Twitter Google+ 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Completa la operación matemática * Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.